Igor Yebra. Poética en Movimiento

IGOR YEBRA Y EL BALLET. POÉTICA EN MOVIMIENTO

 

 

A Betty,

Mi luciérnaga.

 

 

Dios, úneme con una buena bailarina.

William Shakespeare

 

Deberíamos considerar perdidos los días en que no hemos bailado al menos una vez.

Friedrich Nietzsche

 

 

Sakura va a realizar la ceremonia del té japonesa, cha-no-yu, para Osamu y su familia en su casa de Kioto. Ataviada con un quimono floral y sobre el pardo tatami, comienza introduciendo los elementos del servicio de té en base a la armonía zen. Sigue un orden decreciente de pureza que parte del agua y continúa con el resto de elementos. Hasta que la bebida se disfrute, e incluso después, todo se rige por unas reglas y códigos estrictos que ambicionan conscientemente una perfección inasible. A pesar de esta cruel certeza, perseguida. Han bebido por segunda vez. Las tazas serán cubiertas por sus platos y se retirarán. El agua podría haber estado a una mejor temperatura y las hojas de té podrían haber reposado unos segundos más. Mañana se pulirán éstas deficiencias. Así, el bailarín se somete a unas rígidas normas en busca de la perfección. Acumulando ilusión y frustración a partes iguales. Héroe en el intento de realización de un imposible. Como la ceremonia del té, el ballet busca vivir en armonía, ennoblecer los gestos y hacer la existencia más agradable y hermosa.

El bailarín gira grácil con el mundo, al ritmo de las mareas y las estaciones en una mística cadencia que solo él siente y que en cada pirueta se ansía por conocer y someter infructuosamente. Él es el intérprete del lenguaje del universo. Que no es verbal, sino rítmico y móvil. En esa armonía, los opuestos se reconcilian, las nieblas se disipan y los fantasmas desaparecen. Todo, por unos instantes cobra sentido, o deja de ser necesario que lo tenga.

El baile es un sentimiento dinámico, activo, físico. Que tiene como punto de partida la materia, el cuerpo. Para con él como herramienta, tan débil, mundana y perecedera, alcanzar el infinito. Es paradójico. Conquistar tan excelso reino, vencer a un dragón tan poderoso, utilizando un arma tan quebradiza como el cuerpo humano. Un sentimiento que siempre me ha invadido cuando veo a Igor bailar es la anulación de todo aquello que define el cuerpo y las reglas que lo someten. Cuando la música inunda la sala a oscuras, mientras el público, con el aliento contenido, secuestra con sus retinas la imagen del bailarín y este comienza su danza ritual, se apodera de mí, inexorablemente, un sentimiento de atemporalidad. Como la niebla en un pueblecito portuario, el tiempo se suspende ingrávido, ausente. La luz, que todo lo ilumina tras el rito, no me parece divina, como en la imaginería religiosa. Sino vulgar. Me despierta de la ensoñación a la que he sido transportado por la música y el movimiento del chamán. En las creencias de las antiguas tribus, el chamán entra en contacto con la divinidad gracias a los sonidos rítmicos y reiterativos que se apropian de su cuerpo movido por gestos y convulsiones en una danza ancestral. La música y la danza son una puerta a lo santo. Tanto personal, como comunitaria. La etnia sufí afincada en Sudán del Norte realiza bailes multi- tudinarios cada viernes, durante horas, para entrar en contacto con la divinidad. Juntos, como una masa única e informe poseída por el ritmo celestial. En el ballet atisbo la misma esencia mística que en éstas danzas sagradas. Y en Igor Yebra veo a un chamán moderno que es capaz de transportarnos a un lugar que no descubriríamos sin su arte. (Extractos del Catálogo de la Exposición).

 

Raúl López López

Contacto

MUSEO EGIPCIO
Palacio de Gaviria

C/ Conde Luna 6

León - España

 

info@museoliceoegipcio.es

Tlfs. 987 05 00 13

Horario 

Martes a Sábado:

Mañanas:  11:00-  13:00 hrs

Tardes: 17:30- 19:30 hrs

Domingos y Festivos:

De 10:00 - 14:00hrs

 

Visitas Guiadas;

Sábados: 18:00 hrs.

Domingos: 12:00 hrs

  (Mínimo 5 personas)

* Consulte visitas para grupos.

 

Visitas Nocturnas Teatralizadas

Primeros Sábados de mes

 21:00  hrs.

(Imprescindible reserva)

 

Museo Liceo Egipcio en redes sociales :

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Museo Liceo Egipcio